El cínico, cuando huele flores, busca un ataúd alrededor

Escrito por Andrés Hernández. Viernes, 14 de septiembre de 2012.

 

Decía el célebre dramaturgo irlandés Oscar Wilde que, “un cínico es un hombre que sabe el precio de todo y el valor de nada”, y esta cita se puede establecer en la filosofía social española en la última década sin duda alguna. Si miramos el diccionario encontramos que, establece la desvergüenza o descaro en el mentir o en la defensa y práctica de actitudes reprochables. Haciendo etimología del concepto nos podríamos remontar al latín aunque presenta origen griego, o lo que es lo mismo ya se practicaba de antaño el cinismo. Es un término que se ha impuesto o puesto de moda a la fuerza y con el descaro de parecer hasta un tanto “snop”, que para esta nueva sociedad es un halago más que una majadería, así que, este término que hace referencia a la impudencia, la obscenidad descarada y la falta de vergüenza a la hora de mentir o defender acciones que son condenables, se ha convertido, casi sin querer, en nuestro “modus vivendi”.

Puede parecer absurdo pero vivimos con ello en la rutina diaria, en la empresa, en la oficina o en el taller, negamos lo dicho, lo obvio con un descaro infernal, nos engañan y nos hacen pasar por tontos. En las instituciones ilustradas y lustrosas hay más de lo mismo, en las propias paradas de autobuses, en el mercado, no digo ya en los bancos…, en nuestro día a día más peregrino …, y así nuestros políticos hacen gala ostentosa del término en su continua falta de dignidad, porque no es más que una profunda falta de dignidad, en la que posiblemente yo me vea inmerso también, pero se ha desarrollado una deriva filosófica de aceptación y  de complicidad que a todos nos interesa, o no..

En las ilustres instituciones políticas, y a todos los niveles, se establecen sentencias diarias negadas y olvidadas con la velocidad del viento, nuestro “gobierno local” y su grupo de correligionarios o devotos, que lo más parecido a la “cínica” gestión política o política gestión que han conocido, es una carioca lanzada al aire de las que vendía en su carro la Sra. Asunción en la “repla”, nos sorprende día a día, Puerta Nueva, negando las evidencias, si no penales (ya se verá), si dolosas. Auditorio, suma que te suma y ¡cómo ha sumado! El palacete de los deportes, gestión que entraría en el Guiness de la incompetencia… , discursos sobre la gestión deportiva municipal donde a día de hoy está todo el mundo perdido…, contratos de gestión con medios municipales a empresas lejanas al sector, dícese el salvamento en playa y guías turísticos o lo que sea. Funcionarios menoscabados económica y laboralmente con evasivas…,Contempolis?, otro descaro. Asistentas/tes a dependientes ignoradas, y cargos de libre designación, ¿necesarios?, yo creo que no, que cuestan un pastón a los cartageneros, mientras las noches cartageneras se oscurecen para ahorro energético como el reflejo de este gobierno. Así se hace permanente acto de cinismo y eso está en las hemerotecas, no engaño a nadie, pero claro…, todo se aprende, y si en la región, en esta taifa “valcarceliana” que junto a las otras 16 van a defenestrar el país, pues tenemos más de lo mismo, lo que hoy sentencio, mañana, sin ir más lejos, lo corrijo, pero como si no fuera conmigo…, la ciudad de Lorca saldrá hacia delante…, estancada y sin culpables, más recortes en la comunidad…,  por ejemplo.

Y ahora saltamos al erudito, sabio, ilustrado…, gobierno popular que nos sorprende con excusas de novato en la mili y mentiras de puerta de colegio, la cosa esta mal pero esto ya lo sabíamos antes…, ahora dicen…, que no bajo el sueldo a los funcionarios y mañana están colgados por los pulgares, ahora dicen…, no voy a tocar el IVA y os amargo la vida mañana por hoy…, no tocaré las pensiones y a seguir mañana malviviendo con menos, y mientras, las petroleras hacen su negocio a costa del más pobre y el gobierno mira hacia otro lado, las negociaciones del ministro Soria no son más que cínicas cortinas de humo, ya que éstas están con márgenes ajustado, con dos cojones…, las eléctricas lo mismo, las telecomunicaciones a por incautos y amparadas por el Estado, cinismo puro y duro o ¿falta de dignidad?….

Solo estoy de acuerdo con los caraduras socialistas que han hecho su agosto y septiembre y octubre… estos ocho años, en que los que menos tienen siguen siendo los paganos, a estos Señores y Señoras con mayúsculas que están pagando los excesos de la clase mediocre política y sus ecónomos parásitos, a estas víctimas, les importa un huevo si montan –eurovegas- o –euroyupis-, mientras tengan trabajo para llegar a fin de mes, les da igual las sentencias morales de los progres de pandereta, de los defensores de la imbecilidad poniendo trabas, “los cayos”, “los tomases” y otras proles de personajes del circo político de fortuna. Huelga hablar sobre estos siniestros personajes que lideran hoy el PSOE que parecen que acaban de llegar a la fiesta, como si no tuvieran culpa y responsabilidad, más falta de dignidad que cinismo. Pero aquí también los hay, en nuestra noble región, si el aeropuerto funciona y da trabajo bienvenido sea, cosa que empieza a presentar dudas, si la Paramount funciona y da trabajo bienvenida sea, ni unos deben de poner trabas y los que están no han de engañarnos, que me temo que todo esto será pragmáticamente otra fantasiosa farsa del gobierno regional y el “konsejero de kultura” que parece que no se entera de nada.

Y seguimos hablando de cinismo, de falta de dignidad, un gobierno que ha hundido el país en la miseria más absoluta con los sindicatos liberales como cómplices, que ha derrochado el dinero comprando “allende mar” una imagen falsa y mezquina, los BOE´s dan cuenta de ese despilfarro. Los ministros y ministras eran amigotes y amigotas de calendario y así una saga de personajes de TBO que han ocupado los más excelsos puestos de la representación democrática española, y los demás aprendiendo y copiando. Estos elementos y elementas que no merecen ser nombrados ahora se erigen adalides de la libertad y la transparencia, hay que ser cínico, y por derivada directa, la prole socialista en la región, y las sectas o tribus locales, unos con la rosa, otros con  la rosita, otros con el capullito en la mano…, pero también hay que ser realista y cínicos somos todos, ahora nos quejamos pero hemos sido temerarios que no temerosos y hemos vivido por encima de nuestras posibilidades y esa falta de responsabilidad no podemos achacarla a nadie, si bien el tema del euro ha sido un estigma que hemos soportado y de los que tomamos complicidad, Macroeconómicamente fue, hoy no, un acierto, pero a costa del más débil, de las clases medias para abajo, si saliéramos del euro, ¿Quién tomaría un café a 150 pts., media sandia a 500 pts. o una barra de pan 120 pts. con un sueldo de escasas 120.000 pts.?, esto es cínicamente de locos.

Quizás sea duro escribirlo y pensarlo pero es una cruda realidad que tardará en anegarse, este estigma no lo hace zozobrar una gota fría de octubre ni los tontos de guardia, que los hay, pidiendo las independencias mientras pagan por respirar ahogados en su propia ruina por no decir miseria.

Curiosamente he leído por ahí que, el concepto de cinismo también se utilizó para nombrar a la doctrina de la “escuela cínica”, una escuela que estaba formada por discípulos de Sócrates a mediados del siglo IV a.c,, éste los de la ESO no saben quién es, y surgió como un calificativo despectivo a su modo de vivir, ya que aquellos cínicos despreciaban las riquezas y los bienes materiales, estos no se parecen en nada a los nuestros, no son de aquella escuela, que pena, para una vez que el cinismo hubiera sido austeramente bueno para un país…

El periodista norteamericano Henry-Louis Mencken, decía que un cínico es un hombre que, en cuando huele flores, busca un ataúd alrededor. Yo también soy un cínico porque las únicas flores que huelo son las del cementerio.

 

Imprimir